viernes, 13 de octubre de 2017

Organizador de tiaras y cogepelos

Hola amigas:
Tengo atrasadas varias entradas pero iré subiendolas poco a poco porque  voy como los cangrejos: si antes me las veía mal de tiempo, ahora aún se me reduce más con el agravante de tener que compartir ordenador y esto ya lo remata todo. Pero bueno, como lo que hay es lo que cuenta, para qué lamentarse, quedamos igual.
Para el cumpleaños de mi nieta mayor le hice éste organizador de cogepelos y tiaras, que tiene un montón y las lleva de un lado para otro. Nada mejor que tenerlas recogidas, sin tener  que ir buscando.

                                La idea la tomé de nuestra amiga María de Churras y merinas, sólo que no seguí su tutorial, lo simplifiqué mucho, debido a que se me ocurrió demasiado cerca del cumple,  tanto que me quedó feito.
                               Reuní los materiales y aceleré su confección.
                                                              
                               Despues de darle la forma con una plantilla cosí las cintas del cuerpo.
                                No lleva soporte interno por lo que elegí una tela de arpillera para darle más consistencia  en la trasera y pueda lavarse sin problemas en su caso.
                         Solo está cosido en los hombros y unos puntos bajo la "sisa" para poder entrar la percha.
                               Poner todas las cintas de delante ajustando. La central es todo UNA,  la fuí doblando y cosiendo. Se quedó en el tintero la cinta que hace de cinturón. Lo solucioné después.
                                 
                                Como mi nieta no ha visto ningún otro semejante puedo decir que le encantó y  enseguida fue buscando todas las tiaras y clips de pelo para colocarlas en su nuevo emplazamiento. Ella contenta y yo no tanto porque podía haberme esmerado más. Espero, en la próxima.
                                Un abrazo para todas.


                  




martes, 3 de octubre de 2017

Solución reto 93

¡Vaya plancha amigas!  ¡Me pasa de todo! Debido a que el fin de semana no estaría en casa programé la entrada del reto. Pero cual ha sido mi sorpresa que no  funcionó, quizá no lo hice bien o tal vez se me pasó por alto. Puede que el sueño me jugara una mala pasada, pues a parte de  compartir ordenador he de quitar tiempo al sueño. Sea como fuere siento la demora. De todos modos lo que interesa es esa combinación de labores que hacemos entre todas con un mismo tema, enriqueciendo nuestras mentes e imaginación. Así pues, con mis disculpas por delante, aquí mi aportación.
                                Hola amigas:
De nuevo final de mes con la presentación de nuestra labor para el reto amistoso 93, esta vez, de la mano de Yolanda,  del blog Crea2 con pasión con el tema "El arte de imitar".
                               He escogido algo muy sencillito. Un cojín.
                             ¿Y es una imitación? Pues sí. Un cojín para el salón, cocina o donde se necesite y guste tener porque ésta clase de cojines tiene muchas posibilidades. Algunas sabeis mi segunda pasión o afición a las "miniaturas". Pues éste cojín, por si no os habeis dado cuenta es una miniatura al igual que el taburete. Al menos eso pretendía que pareciese real. Otra cosa es que lo haya conseguido.
          
                                El punto enano con perlé Ancora nº 8 y un ganchillo 10 de "dama" queda una labor pequeñita, aunque el color difuminado del ovillo hace que opticamente el dibujo parezca torcido. También he de decir que se ha de tener buena vista para trabajarlo y he tenido que esforzarla un poquito.
                                Y de aquí  a ver los demás trabajos del resto de participantes. Perdonad si voy un poco lenta.
                                Un abrazo para todas.
                                                                 Nita.

jueves, 14 de septiembre de 2017

Pulsera que da la lata.

                           Hola amigas:
                           En realidad, no es que la pulsera de la lata en sí, es que está hecha de anillas de latas.
                           Todo viene, porque mi nieta mayor de 8 años (¡madre mía! como pasa el tiempo) llevaba días queríendo que le hiciera  una pulsera así.
                              De modo que estuve recogiendo arillos hasta tener los suficientes. Pocos materiales, son los que se necesitan.
                               Así pues, empecé a unirlos hasta tener la medida adecuada.       
                               Y como no iba a querer foto, tuve que buscar otra modelo. 
                               Un poco apretadito para ésta muñeca, pero para la otra estupenda.                   
                                Y colorín colorado, ésta entradita se ha acabado.
                                Espero que hayais tenido unas estupendas vacaciones. Un abrazo para todas.





jueves, 7 de septiembre de 2017

Antifaz

Hola amigas:
Hoy toca una entrada con labor muy sencilla, pero he tenido que hacerla a toda prisa para mi hija. Con un imprevisto, el antifaz, lo quería para ¡Ya!
                                Bueno, unos trozos de retales  y manos a la obra.
                               No tendría nada de particular, si no fuera  porque no me quedaba entretela o guata y he tenido que utilizar el bajo de un pantalón de chandal que acorté en su día.
                               Es mullidita  y hacía la función de la guata. O sea reciclar tela.
                               Pues deshaciendo la orilla ha venido justo para el patrón.
                               Y el resto, ya  sabeis... Dos caras goma y listo. 
                               Llevo retraso en publicar porque estoy con un ordenador compartido y no me da, para más. Espero que en éste mes, pueda adelantar algo.
                               Muchas gracias a todas por acompañarme. Besos.




jueves, 31 de agosto de 2017

Vara de Esculapio

                                      Hola amigas:
                                      Después de un tiempo apartada de los retos hoy me sumo al  nº 92 dirigido por Myriam como anfitiona y bloguera  de: Ideado a mano.

                                         Ésta vez mi aportación es muy sencilla y rápida, llegué demasiado tarde y casi lo cogí por los pelos. Me  decidí por la insignia de medicina, llamada también Vara de Esculapio.



                                       Se trata de una vara de ciprés con una serpiente enroscada. Este emblema apareció 8oo años antes de J.C., en tiempos de Homero. Según la mitología Esculapio era hijo de Apolo y Coronis.  Esculapio existió realmente  en Tesalia , y era un médico de gran fama. Después de su muerte fue Deificado y entonces empezaron las leyendas, siendo venerado en Atenas, Corinto y Pérgamo.
                                      La gran mayoría de personas y tal vez  algunos médicos no se han percatado todavía de las diferencias existentes entre  dos emblemas que tradicionalmente han servido para representar a la medicina a través de los años: el bastón de Esculapio (Aesclepes, Asclepio) y el caduceo de Mercurio (Hermes).

                                  La palabra caduceo deriva del griego kadux que significa heraldo o embajador. En la antigua Grecia, el caduceo (vara  con alas y serpientes entrelazadas) lo llevaban los heraldos y embajadores como  señal de inviolabilidad personal pues era el símbolo de Hermes (Mercurio) mensajero de los dioses.
Según la mitología griega, Apolo hizo embajador de los dioses a Mercurio, el cual llevaba siempre consigo el caduceo. El bastón central era una vara mágica  para promover el entendimiento y las alas las llevaba Mercurio en los tobillos para volar en sus quehaceres por órdenes de Apolo.
                                Hoy en día se utilizan indistintamente por los cambios realizados a través de los siglos.
                                Actualmente la insignia  que llevan los médicos en las convenciones es mucho más bonita. Es de color, en fondo dorado y está laureada a su alrededor. A veces en vez de laurel las mitades de la circuferencia se adorna con dos tipos de arbusto que en éste momento no recuerdo.

                                Así las cosas he metamorfoseado la vara de Esculapio a ganchillo.
                               Para darle una función,  se puede aplicar perfectamete bien a la caja de primeros auxilios...
                                O al mismo botiquín. En los dos casos pegado con cinta autoadesiva por ambas caras, para no estropear plástico y madera como la misma labor.
                                 Me gusta como queda en el botiquín, pese a no lucir en la imagen por la mala luz interior.  
                                 Y hasta aquí mi aportación a la ciencia de nuestro reto. Me queda ir visitando vuestros trabajos y disfrutar de ellos.
                                  Un fuerte abrazo para todas que reiteraré en cada blog. ¡¡Chao!!
                                  Aquí el estupendo certificado de participación. Gracias Myriam.
         


jueves, 17 de agosto de 2017

Reciclado de jabón

Hola amigas:
                               Si  os quedan o sobran restos de jabon de tocador o de lavar a mano, aún podemos recuperarlos formando con ellos otra porción o incluso una pastilla entera, contribuyendo al ahorrillo del bolsillo.
                              Como estoy con ordenador compartido, no tengo mucho tiempo para entradas, más bien para comentarios. Así pues aprovecho ahora  aprisita.
                              Yo aún lavo algunas prendas a mano de modo que cuando voy a empezar una nueva pastilla el resto de la última la "pego" con la anterior y sigo lavando. 
                              Para ello dejo una cara de la nueva pastilla y el trozo de la vieja a remojo en agua, aproximadamente cinco minutos.  
                               Ambas caras quedan blanquecinas, porque empiezan a deshacerse.
                                Pego las dos caras una contra otra  y las dejo secar.
                               Se deja hasta el día siguiente, es importante que quede bien seco. Ya no se despegará y se habrá recuperado todo el sobrante.
                                En éste caso tengo el jabonero a rebosar.
                               Igual sistema, poner todo a remojo
                               Dejar en remojo un poco más de tiempo cuidando no pasarse porque se deshace.
                                Colocar todos los trozos en un  molde del tamaño al que podamos manejar bien al lavar.
                                E ir amontonando uno a uno por igual  y aplanando un poco.
                               De altura, dependiendo de lo que abarque nuestra mano.
                              Nos sirve cuanquier envase. luego de seco se corta el plástico y ya tenemos nuestra nueva pastilla, sin desperdiciar nada.
                               La últimas fotos  salieron borrosas, pero bueno el resultado es óptimo.
                               Considero que es un truco ahorrativo ¿No?
                               Un abrazo para todas y que paseis feliz verano.
       
                                                                     






jueves, 20 de julio de 2017

Tutorial gorrita bebé

                               Hola amigas:
                               Seguro que no haría falta un tutorial para ésta gorrita, pero siempre puede haber alguien que sí le venga bien. Y ya que me he tomado el tiempo, no lo voy a arrinconar.
Que conste que no me he pasado a la costura, es sólo que las circunstancias hacen que esté metida en en ella y si no subo lo que hago, no aparecería por el blog. Aún así hay arreglos que no son aceptables para enseñar, ni tienen mérito, ni son atractivos.
Bien, pues vamos al tuto que ya va siendo hora.
                               Lo primero que hice fue tomar las medidas de la cabecita de la nena. La circunferencia fueron de 38cm y de largo midiendo desde el centro de la cabeza hasta donde nos pareció, 10cm. Con éstas medidas hice un patrón dividiendo los 38cm entre seis. Pero no queremos que le venga justo, que crecen muy rápido. Le dí 2cm más. 40:6 = 6,6. Lo dejaremos en 6. Se copian las medidas a un cartoncito (que he perdido) y se recorta formando  como una hoja. Se lleva a la tela y se recorta también.
                               La tela: sabeis que siempre que puedo reciclo, pues en éste caso le toco a un delantal, que no os vayais a pensar, es nuevo (regalado) solo que la también nueva gatita que tenemos se ensañó con él y cuando nos dimos cuenta fue demasiado tarde. Observar lo dificil que resulta tapar ahora el agujero (y parte del peto) Podría ir un aplique, pero ya me dió por darle otro destino. Y aquí entra la idea. La gorrita.
                                Así pues, con el patrón corté las seis hojas.
                               Coser entre sí por el revés cada una de ellas.
                                Hasta cerrar por completo.
                               Con otra tela finita (yo elegí el lino por ser más suave)  hice lo mismo que antes para formar el forro. Reservamos.
                               Toca la visera: Recortamos dos circulos de la tela rosa de 20cm de diametro (10+10)
                                Encaramos derecho con derecho y cosemos. Damos un corte de un radio (da igual si es más pequeño)

                               Le damos la vuelta y PLANCHAMOS. 
                               Estamos en el derecho. Pasamos varios pespuntes crculares. 
                               Doblamos  por la mitad y cortamos dando más tela a lo que será la parte delantera. Ha de cuadrar con la circunferencia de la gorrita y forro.
                               Se colocan todos los reveses para pespuntear, dejando un trocito para dar la vuelta
                           Ya al derecho se cose a puntada escondida el lugar por donde le dimos la vuelta 
                              Quedó pendiente poner  un botón en el centro de unión de todas las partes.  Bueno, son toques finales.

 
                                Final del tuto.
                                Que lo paseis lo mejor posible porque con estos calores, todo resulta pesado.
                                 Besos.